Edificio La Palestina, revista Savia Moderna

5 de Mayo número 20.
Edificio La Palestina. En el último piso de este edificio estuvo la redacción de la revista Savia Moderna, 1906.

La Palestina fue el primer edificio de seis pisos que hubo en la Ciudad de México. En la parte alta del mismo, un grupo de jóvenes escritores adictos a los griegos, el Siglo de Oro, Dante y Shakespeare montaron la redacción de una revista dispuesta a combatir la momificación cultural del régimen porfirista: Savia Moderna.

Era 1906; Alfonso Cravioto acababa de recibir la herencia de su padre, un exgobernador de Hidalgo caído en desgracia por caprichos de Porfirio Díaz. El joven escritor buscó venganza desde el terreno de las ideas y agrupó a su alrededor a un grupo de artistas que deseaban ser reconocidos como integrantes de una nueva generación en un ambiente aún dominado por los colaboradores de la Revista Moderna: Amado Nervo, José Juan Tablada, Luis G. Urbina, Marcelino Dávalos.

Los nombres de esos jóvenes hay que proferirlos de pie: Alfonso Reyes, Pedro Henríquez Ureña, Ricardo Gómez Robelo, Antonio Caso, Rafael López, Diego Rivera y Joaquín Clausell, entre otros.

Reyes inició en esas páginas su carrera literaria: en este edificio puso la primera piedra de una de las obras más deslumbrantes del siglo XX mexicano. Rivera, a quien le gustaba pintar a un lado de los altos ventanales, hizo las portadas desde el segundo número.

Alfonso Reyes recordaría años más tarde que desde el sexto piso de La Palestina cayó la palabra sobre la ciudad.

Savia Moderna duró sólo cinco números. Se ha convenido, sin embargo, que su rebeldía creadora inició la demolición de las bases anquilosadas del porfiriato. Los intelectuales de este grupo formaron luego el Ateneo de la Juventud, precursor directo de la revolución que estalló en el país cuatro años más tarde.


Conoce también
Salón Peter Gay
Antigua Casa Murguía