Casa donde vivió el escritor y conde José Justo Gómez de la Cortina

República de Uruguay número 94.
En esta casa vivió el acaudalado conde José Justo Gómez de la
Cortina, escritor y divulgador de la literatura mexicana,
quien murió en la miseria en 1860.

Esta soberbia mansión fue parcialmente destruida en 1933 para abrir la Avenida 20 de Noviembre. Su fachada guarda las características propias de las grandes casas coloniales: posee una torreta cubierta de reja, gárgolas en forma de cañón, barandales de hierro forjado y un portón que conserva los chapetones y aldabones originales. Nada del interior logró sobrevivir. Desde los años treinta del siglo pasado, el palacio se modificó para albergar diversos usos comerciales.

En esa rancia casona vivió el conde José Justo Gómez de la Cortina, uno de los intelectuales más activos e interesantes del siglo XIX mexicano. El palacio fue construido en el último tercio del siglo XVIII. La familia Gómez de la Cortina recibió el título condal en 1783. La última residente del palacio moriría en 1846: don Justo Gómez de la Cortina tendría que salir de él, arruinado al intentar abrir una línea de ferrocarril en la Ciudad de México, y moriría en la más completa miseria en una buhardilla de la Calle de Flamencos (hoy Avenida Pino Suárez).

Entre sus contemporáneos, pocos habían logrado brillar tanto como él. Enviado por sus padres a estudiar a España, inició muy pronto una carrera diplomática que lo llevó como agregado cultural a Holanda, Austria, Inglaterra y Francia. Volvió a México en 1832, llevando a cuestas una cultura portentosa, y se dedicó a diseminarla: fundó la Sociedad Mexicana de Geografía y la Academia de la Lengua, editó el Zurriago Literario —revista dedicada «a azotar literatos chirles»—  y una de las publicaciones más influyentes de su tiempo: El Mosaico Mexicano, en la que colaboraron Manuel Payno, Guillermo Prieto y Manuel Orozco y Berra, entre otros.

En 1835, el conde de la Cortina puso en letras de molde el relato «La calle de don Juan Manuel», una de las más antiguas leyendas urbanas. Falleció en 1860.


Conoce también
Terreno donde se celebraba la fiesta indígena de El Volador
Plaza Francisco Primo de Verdad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *